Características de los programas de mentoría más efectivos

The Chronicle of Evidence-based Mentoring ha publicado recientemente un artículo en el que habla de los puntos en común de las relaciones de mentoría más efectivas. Os dejamos un resumen de cuales son las características que comparten.

5 características de las relaciones de mentoría altamente efectivas

 

¿Cómo pueden los programas de mentoría garantizar que las relaciones sean lo suficientemente fuertes y duraderas para lograr las metas que se propongan?

Tras décadas de investigación, se ha detectado que hay algunas características que convergen en las relaciones de mentoría más efectivas.

 

1. La Alianza

 

Según el experto en relaciones de mentoría, el profesor Bruce Wampold (2015), la alianza entre mentor y mentorado consta de tres factores: el vínculo que se forja, el acuerdo sobre los objetivos y el acuerdo sobre las tareas y actividades específicas que se realizarán para alcanzar esos objetivos. Al crear una alianza, los mentores deben adoptar un estilo flexible que siempre tenga en cuenta los intereses y preferencias del mentorado.

 

2. Empatía y constructos relacionados

Empatía

Otro punto importante es la empatía por parte del Mentor. Ser empático implica no solo captar los sentimientos y emociones de los demás, sino comprender y ver las cosas desde su perspectiva.

 

Constructos relacionados:

 

Sintonía

 

La sintonía es la capacidad de los mentores para leer y atender las necesidades de sus mentorados, tanto mediante formas verbales como no verbales.

 

Respeto positivo

 

El respeto positivo hace referencia a valorar los atributos positivos de otra persona, es decir, detectar cuando la otra persona está haciendo algo bien, valorarlo y agradecérselo cuando sea necesario y construir así una cultura de aprecio y respeto en la relación de mentoría.

Autenticidad

 

Otro punto clave es la sensación de que el mentor está siendo auténtico. Puede ayudar a parecer auténtico el hecho de revelar algo personal o cometer y admitir errores.

 

3. Expectativas de relación positiva

 

Los mentores deben tener y transmitir expectativas positivas a los mentorados. Articular estas expectativas y explicar cómo el mentorado podrá cumplirlas facilitará el cambio.

 

4. Adaptaciones culturales

 

La mentoría constituye un tipo de práctica que surgió de los grupos culturales dominantes en América del Norte y Europa Occidental. Como tal, la forma en que se enmarcan los problemas y soluciones para los mentorados, e incluso el ritual de las reuniones individuales, puede que no siempre se alinee con los valores y perspectivas de los grupos minoritarios étnicos y raciales. Una solución para abordar este desajuste es mostrar humildad cultural y “adaptarse culturalmente” a la realidad del mentorado.

 

5. Habilidades y experiencia del mentor

 

Los mentores más efectivos tienden a tener habilidades interpersonales más fuertes, que incluyen una buena fluidez verbal, calidez y empatía. Además deben ser abiertos, estar dispuestos a pedir el apoyo que necesitan de sus programas y evitar un enfoque excesivamente prescriptivo en la mentoría.

 

Y un posible sexto factor:

6. Tareas y práctica

 

Otro posible sexto factor es el tiempo que el mentorado puede dedicar entre sesiones, es decir tiempo para practicar la aplicación de lo que han aprendido en situaciones de la vida real. Ver la efectividad de las nuevas habilidades o hábitos de primera mano en sus propias vidas genera confianza y les ayuda a progresar más rápidamente.

 

Estas características, habilidades o capacidades, combinadas, pueden ayudar a mentores y mentorados a desarrollar relaciones sólidas y realizar una mentoría más efectiva.

 

Puedes leer el artículo completo en el siguiente enlace

 

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información. ACEPTAR

Aviso de cookies