Intercambio de experiencias y Formación en el Proyecto Rossinyol Barcelona

Rossinyol Barcelona es un proyecto de mentoría entre estudiantado universitario voluntario y chicos y chicas preadolescentes, que se desarrolla en el ámbito del ocio y fuera de la escuela. Quiere favorecer la cohesión social y la igualdad de oportunidades para las personas que participan, así como el intercambio y el fomento de la multiculturalidad, el descubrimiento y la responsabilidad a los estudiantes universitarios.

El proyecto pretende conseguir que la infancia en barrios con alta tasa de fracaso escolar de la ciudad de Barcelona aumente su capital social (ampliación de la red social y recursos fuera de la escuela), reformule sus expectativas profesionales planteándose continuar estudios superiores y mejore su desarrollo emocional. A la vez quiere fomentar un estudiantado universitario comprometido y atento a la sociedad a través de la mejora de su competencia intercultural y el desarrollo de nuevas habilidades interpersonales y capacidades comunicativas.

Cuando las parejas Rossinyol (mentor y mentorado) llevan casi 5 meses de encuentros y vivencias compartidas, la Fundació Servei Solidari, encargada del Projecte Rossinyol en Barcelona, da una formación específica y una sesión de intercambio de experiencias.

Como en 2017, la perspectiva de género fue el eje principal de la formación, pero en esta edición se han centrado, además, en la identificación de diferentes tipos de machismos, tanto micros como macros, y en diferentes áreas, como la educación, el ámbito profesional e institucional y la esfera pública.

A partir de ahí se agrupan los participantes en equipos de trabajo para identificar cuáles de estas realidades se han detectado a lo largo del proyecto y a partir de aquí se hacen propuestas de trabajo.

Durante la segunda parte de la sesión, se intercambian experiencias, mediante dinámicas y espacios para compartir todo lo que está pasando en el proyecto, desde los buenos momentos hasta aquellos de dificultad. La finalidad del intercambio es seguir acompañando a los mentores y mentoras, pero no únicamente desde la parte técnica, sino también a partir de la realidad de las otras parejas, una realidad muchas veces similar y que al compartirla conjuntamente ayuda a darle perspectiva y saber cómo afrontarla.

A lo largo de la mentoría resulta interesante buscar la oportunidad de hacer encuentros con otras parejas participantes del proyecto.

El objetivo principal: disfrutar de actividades que adquieren más sentido y resultan más divertidas si son compartidas con más personas, sobre todo, si son también personas mentoras y mentoradas.

Esta sesión de encuentros y actividades grupales también es una buena oportunidad para las parejas, para ver como su mentor o mentorada se relaciona con los iguales, después de muchos encuentros de tú a tú, y descubrir si es más tímido de lo que pensaba, o más hablador de lo que lo es con su pareja, o más abierto de lo que ha mostrado durante los ratos juntos.

 

 

¿Eres estudiante universitario y te gustaría hacer de mentor de otro joven? Ponte en contacto con Servei Solidari

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información. ACEPTAR

Aviso de cookies